MundoPetróleo

Distribuidor Oficialdistribuidor oficial de Platts

Ayuda online

Chat Online

¿Necesita ayuda? Haga clic en el botón para iniciar un servicio de chat de ayuda.

Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio en el uso del portal.

Necesitamos su consentimiento expreso sobre nuestra política de cookies para continuar ofreciéndole nuestros servicios.

Publicidad

Cepsa frena las expectativas del vehículo eléctrico y no le concede una cuota superior al 5% en 2030.

0 comentarios

Tags:

Compartir:

enviar por email
Nacional |

Cepsa prevé que la demanda de productos del petróleo, gasolina y gasóleo, seguirá teniendo un papel predominante en el transporte en 2030, frente a la pujanza amenazante del vehículo eléctrico, que apenas representará un 5% de la flota mundial de coches en ese horizonte.

En su Cepsa Energy Outlook 2030, presentado por la compañía en Adipec -la exposición internacional del sector del petróleo y del gas que se celebra en Abu Dhabi-, la petrolera dibuja un escenario a trece años en el que los combustibles de combustión interna seguirán copando un 85% de la flota mundial, mientras que los vehículos eléctricos híbridos representarán el 10% y apenas el 5% restante será de eléctricos puros.

En el acto de presentación del informe, el vicepresidente y consejero delegado de Cepsa, Pedro Miró, aseguró que el futuro energético debe "debatirse" y mostró su convencimiento de que esta perspectiva a 2030 servirá de punto de partida para generar valor a la compañía.

El informe, un trabajo de investigación de casi dos años, busca "ilustrar cuál será el impacto inicial de la electrificación" en el mercado del petróleo, así como servir para el grupo de herramienta para "desarrollar su estrategia a largo plazo", indicó el director de Estrategia de la compañía, Héctor Perea, en un encuentro con la prensa.

Así, a pesar de que los vehículos de combustión interna irán perdiendo cuota de mercado con el paso del tiempo -desde el 97% de las ventas que representaron en 2015 a una caída hasta el 59% en 2030- ante el empuje de los eléctricos, que crecerán desde el 1% que suponen actualmente hasta el 16% dentro de trece años, la demanda de productos del petróleo seguirá manteniendo su reinado en el sector del transporte, según las previsiones de la compañía.

En esta perspectiva para 2030, la empresa propiedad al 100% del fondo de Abu Dhabi Mubadala Investment Company considera así que el transporte mantendrá incrementos en la demanda de combustibles, representando todavía un 60% del consumo mundial en ese horizonte.

LA EFICIENCIA PESARÁ MÁS EN LA REDUCCIÓN DEL CONSUMO.

No obstante, apunta a que, debido a la tecnología, la eficiencia de los motores de combustión interna tendrá un impacto seis veces mayor en la reducción del consumo de combustibles que la penetración de los vehículos de combustible alternativo.

Así, en 2030 prevé que la flota de vehículos de pasajeros será un 25-30% más eficiente de lo que lo es hoy en día y, aunque los vehículos eléctricos ganarán terreno, esta flota seguirá siendo abastecida mayoritariamente por combustibles fósiles.

Así, a pesar de ser consciente de que los vehículos eléctricos ganarán terreno en ese futuro a medio plazo, Cepsa augura que los combustibles fósiles seguirán contando con un papel predominante en el abastecimiento de la flota de vehículos.

De esta manera, la compañía ve un futuro en el que el diésel y la gasolina seguirán dominando la demanda de productos del petróleo en todas las regiones, a pesar de que los mercados maduros de Europa y Estados Unidos van a decrecer en comparación con el resto del Mundo, mientras que India y China serán los mercados que compensarán con su mayor crecimiento.

A este respecto, Perea consideró que la incorporación del vehículo eléctrico supondrá un impacto "gradual y limitado" en el consumo de carburantes a 2030.

UN MILLÓN DE COCHES ELÉCTRICOS EN ESPAÑA EN 2030, APENAS EL 4%.

En lo que se refiere a España, las cifras del grupo van en línea con su previsión mundial y auguran que los motores de combustión interna seguirán alimentando en 2030 al 96% de la flota de turismos del país, mientras que los eléctricos supondrán apenas el 4%.

Esta cuota de eléctricos representará más de un millón de coches eléctricos en la flota española, cifra que Cepsa estima que se trasladará en una caída del 1% en la demanda de combustibles fósiles, o medio millón de toneladas, y un impacto del 0,5% en la demanda total de energía en España.

Asimismo, en el caso extremo de que el total de la flota española de turismos fuera eléctrica en 2030, la petrolera considera que el impacto en la demanda de productos petrolíferos se traduciría en un descenso del 25%.

EL GAS NATURAL, LA FUENTE FÓSIL DE MAYOR CRECIMIENTO.

Por otra parte, el grupo considera que el gas natural será la fuente de energía fósil de mayor crecimiento en la transición energética, reemplazando al carbón para convertirse en la segunda fuente energética, solo por detrás del petróleo.

No obstante, ve en las renovables una amenaza para su papel en la generación eléctrica, ya que corre el peligro de convertirse en un combustible de transición en el camino hacia un mundo sin carbón.

Donde existirá un crecimiento seguro será en los productos químicos, impulsados por el aumento de la demanda de productos ya existentes provocado por la expansión de la clase media y el incremento de los estándares de vida de más y más personas, así como por la innovación, que permitirá que algunos productos químicos cuenten con nuevas aplicaciones.

Este alza en los productos químicos se focalizará especialmente en Asia, continente que en los próximos 15 años representará más del 70% de su aumento total de la producción de los químicos.

En su informe, Cepsa agrupa a las regiones del mundo en tres categorías teniendo en consideración aspectos como la regulación, la producción y el consumo de energía. Así, están los reguladores, aquellos países de la OCDE (excepto México) expuestos a un mercado energético regulado y que prevén una demanda de energía menor a la de otras regiones; los energizantes, que son los líderes en la exportación de recursos energéticos (petróleo y gas), entre los que destaca América Latina, África, Oriente Medio y las antiguas repúblicas soviéticas, y los consumidores, que suponen todos los países de Asia, dado el alto consumo energético que tendrán en el futuro.

EUROPA PRESS

¿Le pareció interesante esta noticia? Si No Grado de interés: 0


0 comentarios

Dejar un comentario






Aviso

Por favor, sea respetuoso y no escriba comentarios ofensivos o injuriosos. El webmaster o administrador se reserva el derecho de modificar o eliminar comentarios que puedan resultar fuera de lugar.